Actualidad

Oteyza: Zagal y ajuste de códigos de la tradición a la vanguardia

Oteyza ha sido seleccionada una vez más por la Fédération de la Haute Couture et de la Mode, organismo que reúne a marcas de moda y organiza las pasarelas de París, para presentar su colección en el calendario oficial de la París Fashion Week.

Debido a las circunstancias impuestas por el COVID-19, la Paris Fashion Week presentará por primera vez sus propuestas en formato digital, a través de una nueva plataforma online que retransmitirá sus contenidos a nivel mundial. 

Y Oteyza lo hará con ‘ZAGAL’, una colección que supone un ejercicio de absorción de la materia y la forma en el que se han explotado sus equilibrios. ¿El objetivo? Desarrollar una reexpresión de los ejes de las creaciones.
 
Es momento para la verdad, la honestidad, la artesanía y lo orgánico: fuentes de creación de Oteyza desde sus inicios, en una visión formulada como la ‘moda del conocimiento’. En ella, las formas se asocian a través de formas fértiles, mezclando texturas vegetales puras en lino con lanas extrafinas merino. La geometría también tomará cierto protagonismo, rica en espacios y prespectivas ilimitadas.

Oteyza

Así, esta nueva colección es un billete de ida hacia la modernidad en un ajuste de códigos de la tradición a la vanguardia, donde la verdadera importancia se da al ‘proceso y su acción vital’. Chaquetas desestructuradas con trazadas geométricas, faldas pantalón, levitas en varias capas, sombreros, camisas de cuellos alzados o gabardinas plisadas… Todo ello se cruzan generando riqueza y unidad en el discurso. Oteyza trabaja el espacio y la forma en una disyunción de líneas pasivas y activas que convergen y divergen creando nuevos códigos de elegancia. No se trata de la forma, se trata de la vida que hay en ella, de su proceso.

No se trata de la forma, se trata de la vida que hay en ella

Como es tradición en la casa, la lana fría es uno de los materiales que protagonizan la colección. Paños extrafinos y desestructurados en sus hechuras donde el “savoir faire” del artesano todavía tiene un gran peso. Variedades como la lana de oveja merina o el mohair se complementan con linos irlandeses y algodones egipcios, dando lugar a prendas de una caída exquisita y plagadas de detalles en sus distintas capas.

Para la próxima primavera-verano, la marca apuesta por una paleta cromática donde abundan sus negros y blancos como fuentes de rigor y contraste. Para dar ritmo y ruptura a la colección, irrumpirán en ella amarillos tostados, azules verdosos, cobrizos y grises claros.

Además, Oteyza continúa su colaboración con el Ayuntamiento de Madrid como Embajadora de Madrid Capital de Moda, en aras de internacionalizar la moda española y la imagen de Madrid a nivel mundial.

Escribe un comentario