Gente

Robber Rodríguez, el enfant terrible

Es el nuevo “enfant terrible”. Tras ganar el premio Samsung Ego 2020, el diseñador Robber Rodríguez tiene claro que, en la moda, todo debería ocurrir de forma natural.

Soy…

Robber Rodríguez y soy diseñador. Aunque soy muy nuevo en esto. Estudié economía y en el último año de carrera, decidí hacer una marca relacionada más con el mundo del skate. Después, me fui a Londres y trabajé seis meses como camarero y una amiga mía me dijo “deberías hacer una marca”. Al principio, no le di importancia, pero conforme el tiempo avanzaba me di cuenta de que sí, quería hacerlo, pero no sabía de moda, no sabía coser, ¡no sabía nada!

Mis maestros…

Como te decía, no sabía nada de moda. Entonces, decidí empezar por un curso de costura y fue ahí cuando descubrí que se podía estudiar diseño. Pero no tenía dinero. Paralelamente, vi que había un concurso de becas, me presenté y gané. Así que, ahí empezó todo en el IED de Barcelona. Tuve muy buenos profesores, como Sebastián Pons, amigo de Alexander McQueen, que no te lo vas a creer, pero yo ahí no lo conocía. Comencé a investigarlo, descubrí el valor que le había echado a la vida y me di cuenta de que venimos de sitios parecidos. 

“Si tienes problemas, siempre los tendrás si no pones remedio”

Mi última colección…

Es un guiño a la película “Deprisa deprisa”, y el hecho de que se llame “Despierta, Despierta” creo que encaja muy bien con lo que estamos viviendo actualmente. 

No obstante, para quien no conozca la película “Deprisa, Deprisa” ha de saber que es un clásico del cine kinky de los 80. La esencia es pura y eso me encantó. Por eso quise hacerle un homenaje. La historia es preciosa y literal. Es una culminación artística y eso, junto con ganar el premio Samsung Ego 2020, me ha llevado a sentir que yo también me encuentro en ese momento, aunque seguiré creciendo.

“Despierta Despierta” es una forma de mirar hacia uno mismo, conseguir el amor propio real y mirar la vida tal y como es, con las cosas buenas y las cosas malas.

Sobre la actualidad…

Pienso que convivimos con una cantidad ingente de mensajes vacíos. Nuestra sociedad se preocupa en exceso por su yo externo, en vez de preocuparse por su yo interno. Justo lo contario de lo que hacen los orientales, y quizás tengamos algo que aprender sobre ellos. Porque lo que está claro es que, si tienes problemas, siempre los tendrás si no pones remedio. 

Sobre la sostenibilidad…

En esto también tenemos que despertar, porque no es una técnica marketiniana como se escucha en los discursos de algunos partidos, la sostenibilidad es algo real. Sin embargo, pienso que se le da demasiado bombo a la palabra. A mí ya me cansa. Porque no hace falta usarla. Si te das cuenta, en mi colección yo no la menciono, solo la integro. Para mí, la sostenibilidad no es un objetivo, sino un resultado.

“La sostenibilidad no es un objetivo, sino un resultado”

Sobre la moda…

¿Sabes qué pasa? Que me he dado cuenta de que la moda es mi forma de vivir. Todo lo que he experimentado y todo por lo que he pasado me ha llevado hasta este punto. En diciembre del año pasado, decidí cambiar mi estilo de vida y conectar con mi alma, y ahora que lo he hecho, me he dado cuenta de que la moda es algo precioso y natural que hace en mí y que me encanta. 

Escribe un comentario