Usted está aquí: Inicio \ LIVING \ Entrevistas \ The 2nd Skin Co.

The 2nd Skin Co.

Valora este artículo
(1 Voto)

Érase… La inspiración. Centenares de sueños y una puesta en común. Érase una mañana de 2006 –en el atelier de Ángel Schlesser– donde ellos, Antonio y Juan Carlos, hacían las maletas. ¿El destino? La aventura con más magia de todas: The 2nd Skin Co.

Ahora los diseñadores de moda tienen que –o al menos intentarlo–, ser maestros en el arte del diseño y perfeccionistas en su puesta en escena. Quizá por ello, Juan Carlos Fernández y Antonio Murillo supieron aportar al fashion system un punto de vista tan diferente como auténtico. ¿Ellos? No son pareja (aclaran nada más presentarnos) – y sin quererlo siguieron caminos tan distintos como paralelos. 

Antonio estudió Diseño de Moda en el reconocido Instituto Marangoni de Milán y Juan Carlos (JuanCar, para los amigos), se había licenciado en Ciencias Económicas pero trabajaba en publicidad. Eso sí, un día sin más… ¡Plaff! La moda hizo eco ensus vida y empezaron a trabajar en el atelier de Ángel Schlesser, donde se conocieron –a pesar de trabajar en departamentos diferentes–, congeniaron y se complementaron. De aquello hace ya más de diez años porque ahora son ellos los que marcan sus propios tiempos, fijan nuevos proyectos y cruzan la puerta de lo que es su propio atelier. Porque juntos, son el alma mater de The 2nd Skin Co.

¿Cómo definiríais el estilo de The 2nd Skin Co.?

Antonio: La marca tiene toques clásicos pero súper frescos. Es una contradicción, porque es un estilo clásico y moderno a la vez.  Yo creo que son prendas que tienen el gusto por la costura de los años 50 –sobre todo los volúmenes–, pero con un aire renovado. 

JuanCar: Nos gusta retomar temas, darle una vuelta y ofrecerlos desde nuestra visión. Lo clásico deja de ser clásico cuando incorporamos ciertos elementos y lo adaptamos al momento en el que vivimos. ¡Es un clasicismo retomado!

Para vosotros, ¿es más fácil diseñar para mujer o para hombre?

JC: Diseñar para mujer me parece siempre más bonito, porque es un mundo más rico. Mientras que diseñar para hombre es más aburrido si quieres ser práctico, es decir, estar en el mercado. Por ejemplo, yo creo que lo que está haciendo Palomo Spain es –sinceramente–, maravilloso. 

A: Yo siempre digo que quien sabe hacer muy bien hombre, no sabe hacer mujer, y quien sabe hacer muy bien mujer, no sabe hacer hombre. Básicamente porque son especialidades y diseñar para mujer me parece más ameno.

¿Os fijáis en algún “tipo de mujer” al diseñar?

A: No. Quiero decir, nosotros tenemos una estética, pero no tenemos un modelo específico. Sí es cierto que cuando nos lo han preguntado siempre pensamos en Tilda Swinton. Porque Tilda es como…, ese contrapunto de la marca con rollo andrógeno que nos parece muy chulo.

JC: Pero como mujer… A lo mejor sí que cuando vemos a alguien decimos “que rollo tiene esa chica” o “es un estilo que quedaría muy bien para una colección”, porque reúne todos los componentes que a nosotros –en un principio–, nos parecen idóneos para que una prenda cobre un sentido más especial.

¿De qué vamos a ser testigos en vuestra próxima colección de otoño invierno?

JC: De un estilo oriental –por supuesto–, porque nos recordaba (al margen del contexto asiático) a un material que es fascinante: la porcelana. Y es que el primer espionaje industrial que se hizo fue con este material, es decir, con el caolín, que es la base de la porcelana. Se encuentra en las minas del gigante asiático y lo hemos tenido que imitar aquí, porque no existía en Europa. He ahí, el quid de una historia que nos pareció súper interesante y a la que decidimos dedicarle la colección.

A: Y muy inspiradora también, porque –como dice Juan Carlos–, es el misterio de esa composición de un material que era desconocido, más todos los componentes que tenía como el colorido, la opacidad… Y que nosotros lo hemos representado (un poco) en los vestidos, con un concepto de fluidez y delicadeza. Además, tiene un desglose de color muy especial en tonos Klein, rojos, blancos y pastel… 

Si tuviérais que elegir, ¿qué prenda destacaríais?

A: Mmm... Cada uno tenemos una (risas). A mí me gustan muchas,pero una de mis preferidas es un vestido negro de micado con las mangas de encaje, cuello alto y un cinturón que se incorpora con unas pinzas que añaden volumen.

JC: A mí hay varias piezas que me gustan de la colección, ¡aunque me gusta todo! Pero hay un vestido, que está en una campaña en Praga, en crepé de lana con paillettes en uno de los volantes... Que me parece maravilloso. 

 

Si mirásemos atrás tenéis una larga trayectoria…

A: Acabamos de hacer diez años y no nos podemos quejar. Porque es verdad que hemos pasado buenos momentos, otros malos, pero objetivo que nos hemos marcado, objetivo que hemos cumplido y esperemos seguir así.

JC: Mira… Yo creo que mejores momentos no han pasado. Creo que siempre ha habido un punto de crecimiento en todos los niveles y, afortunadamente, siempre ha habido una tendencia al alza, ¿no? Porque aunque hayamos pasado por algún bache, después hemos recuperado el equilibro y hemos ido a más – cada vez más. 

Gran parte de vuestro mercado está fuera de España, ¿en qué  países tenéis mayor aceptación?

JC: Sobre todo en el mercado árabe y en concreto…, en Arabia Saudí y Qatar. Sí, sí, aunque parezca increíble. Además, en Qatar tenemos varios puntos de venta y más en concreto, hay un espacio que luchó porque quería la exclusividad. Es más, la colección Miami estaba dirigida en un primer momento para EE.UU. y no se la ofrecimos…, pero en cuanto la vieron, ¡fueron ellos los que nos la pidieron!

A: También deciros que en el Ramadán nos pidieron que desarrollásemos una colección para ese momento suyo… (miradas atónicas entre el dúo). Esta claro que es un punto al que gravitamos sin saber por qué.

Contadnos, ¿cómo es el día a día para los chicos de The 2nd Skin Co.?

JC: Ay… El día a día es un poco… Actualmente apagafuegos. Solemos entrar tarde, sobre las 10 de la mañana. De hecho, yo siempre le digo a Antonio que podríamos arrancar antes, pero me dejo llevar por su horario, claro, y aprovecho esa primera hora para ir al gimnasio. 

A: Yo…, no voy al gimnasio porque no me gusta, no os voy a mentir. Soy muy nocturno y me acuesto muy tarde; también porque me quedo trabajando hasta altas horas. A veces, tenemos días que son tediosos… Porque la parte de la creación es divertida y nos encanta, pero luego está la otra parte: de producción y gestión...

JC: Eso sí, empezamos tarde y salimos tarde, porque no nos gusta mirar la hora. Lo que mas ilusión nos hace son los nuevos proyectos, normalmente los tomamos como al pie de una nueva historia: qué ver, dónde nos lleva... 

 

¿Qué tres imprescindibles tenéis (sí o sí) en vuestro espacio de trabajo?

JC: Yo, mi ordenador y – por supuesto–, el móvil. Además de una buena luz, un ambiente agradable y un entorno bonito… Creo que ya van más de tres, pero es que necesito más de tres (risas).

A: Y para mí, ¡un lápiz y una goma es fundamental! Bueno, y ahora mi iPad. Pero lápiz y papel sobre todo, porque hago los bocetos a mano, ¡siempre, siempre! Aunque las nuevas tecnologías sean mucho más prácticas a la hora de preparar una presentación.

JC: Que ahora Antonio solo trabaja con el iPad lo corroboro. Es su juguete favorito. Ah, ¡y Valentina! (la perrita responde a su nombre y corre a las piernas de JuanCar).

A: Aunque él es padre adoptivo… Valentina es imprescindible aquí, nos hace mucha compañía.

¿Siempre os complementáis tan bien?

A: La verdad es que yo creo que nos tenemos muy bien pillado el punto y siempre cedemos uno u otro. Lo que sí es cierto es que a la hora de sacar una prenda adelante tenemos que estar de acuerdo los dos…, ¡o al menos ceder! (Risas). Porque a veces hay uno que lo ve y el otro no lo tiene tan claro…

JC: Hombre, es verdad que hay veces que tenemos disparidad de opiniones, pero lo importante es que llegamos a un acuerdo. A mí me resulta muy interesante la visión de Antonio, suelo dejarme guiar por su criterio, aunque nuestra dinámica de trabajo es muy distinta.

Y si tuvierais que decir los puntos fuertes el uno del otro, ¿cuáles creéis que son?

JC: Yo de Antonio diría… Que es un petardo (risas). ¡No! Yo tengo una gran admiración por Antonio y creo que tiene un bagaje técnico maravilloso. Es una persona con una sensibilidad muy especial. Me encantan todos los conocimientos que tiene de moda y es una persona con la que yo he aprendido mucho.

A: … ¿Y ahora yo qué digo? A ver, a mí de Juan Carlos me encanta la coherencia y la sensatez con la que se toma todo y cómo desarrolla el porqué de cada cosa. Yo creo que tenemos un feeling especial –que teníamos antes de ser socios–, que es el de ser buenos amigos. Esto hace que todo resulte mucho más fácil.

Trabajáis en moda, os rodea la moda, sois parte de la moda, pero para desconectar… ¿Cómo lo hacéis?

JC: A mí me encanta irme de vacaciones, sobre todo para evadirme. También el plan de salir a hacer deporte, playa, cena..., ¡me encanta!  Además, tengo tiempo para leer revistas, libros... Y me gustaría que me gustaran más las series, porque el cine –en el cine–, me encanta. Y bueno, qué más decirte, ¡me fascina pasear!

A: Yo la verdad es que según salgo por la puerta mi cabeza ¡desconecta! (Risas entre ellos). Luego, es verdad que según voy subiendo la escalera al día siguiente ya voy pensando en todas las cosas que se me vienen encima y que tenemos que preparar. Y bueno, aunque no suene muy especial, lo cierto es que para desconectar me encanta ver la televisión – y más en concreto, una buena película.

A los dos os encanta el cine (en el cine) y las películas. Si tuvierais que recomendar tres…, ¿cuáles serían?

JC: Tilda Swinton y su película Io sono l’amore (Yo soy el amor), Las horas, de Nicole Kidman, ¡creo que es una maravilla! y Gilda, porque me encanta ese en blanco y negro.

A: Drácula, de Braken Stoken, María Antonieta, de Sofía Coppola y Amistades Peligrosas. Sobre todo me gustan las películas que tienen una carga estética muy fuerte. 

¿Qué proyectos veremos en “el aquí y el ahora”? O quizá en un futuro cercano…

JC: El “aquí y el ahora” es The 2nd Lab. Porque es verdad que ya estábamos trabajando en esta segunda firma, pero también muchos de nuestros proyectos están enfocados a esta línea de negocio. ¿Más a largo plazo? Nos gustaría tener una implantación real en Estados Unidos.

A: Sí, yo estoy de acuerdo con JuanCar. Estamos centrando gran parte de nuestro trabajo en The 2nd Lab, que ofrece más posibilidades y tiene un rollo más de día. Además, nos permite abarcar un público más amplio que The 2nd Skin, cuyos diseños son mucho más especiales.

 

Modificado por última vez en Jueves, 31 Agosto 2017 11:58

Síguenos en...

Suscríbete a nuestra newsletter

Conectados...

Tenemos 99 visitantes y ningun miembro en Línea

Nuestros socios