¿No puedes dormir bien?

¿No puedes dormir bien?

No estás solo. Porque seguramente (al igual que todos) cometas muchos de los errores más comunes antes de ir a la cama. Repasamos algunos de los más habituales y te contamos cómo solucionarlo.

Cenar mucho (y tarde)

Costumbre española por antonomasia es empezar a preparar la cena a las 10 y cenar… Mejor no lo mencionamos. Siempre nos gustó desplegar arte ante los fogones –más aún si es en pareja–, pero es hora de empezar a cambiar nuestros hábitos. Sobre todo, porque lo ideal es cenar dos horas antes de ir a la cama y, a ser posible, algo ligero. Olvida los fritos y los hidratos de carbono, igual que la fruta, a partir de las 17 h. ¿Nuestra propuesta? Un menú ligero a la plancha o al horno en el que incorpores verduras y pescado blanco. ¡Tu dieta lo agradecerá!

 

Separa trabajo de descanso

Son muchos los centros de trabajo improvisados y lo que muy pocos saben es que uno de los motivos por los que no descansan es que trabajan y duermen en el mismo espacio casi sin descanso. Si no puedes separarlo, intenta establecer un horario y «apagar» a una determinada hora. Por supuesto, «la luz azul» de las pantallas tampoco ayuda, así que evita utilizar el iPad y gestionar tus RR.SS. desde la cama, ya activará tu actividad cerebral y te costará más conciliar el sueño.

 

Ayúdate de la aromaterapia

Es bien conceda por sus propiedades relevantes… Vaporizar sobre la almohada Puressentiel Rest & Relax Air Spray, con una combinación de 12 aceites esenciales, puede ser una buena buena opción. Pero también, rendirse ante la nueva línea de Rituals centrada en el sueño reparador: The Ritual of Jing, formulada con aceites esenciales de lavanda y madera sagrada. Una completa línea de baño que incluye, entre otros productos, gel de baño, mascarilla para manos y para pies, vela de masaje y una infusión que nos ayude a relajarnos desde el interior.

 

¿Volvemos a leer?

El tener tiempo tiempo tiene muchas ventajas y, entre ellas, está el darnos la oportunidad de sumergirnos en un buen (o mal) libro. ¡Ya que en ocasiones puede ser una lotería! Lo que sí es cierto es que el hecho leer antes de acostarnos nos ayuda a relajar la musculatura y permite que  nuestro cerebro poco a poco pueda desconectar. Si te desvelas, no te quedes en la cama forzando ese sueño que no llega. Mejor levántate, bebe un poco de agua y aprovecha para leer… Te relajarás y recuperarás el sueño antes de lo que imaginas.

 

Respira… y medita

Porque al tecnología no siempre está en nuestra contra, algunas apps de meditación y mindfulness pueden ser de gran ayuda. Petit BamBou cuenta con el programa Antes de Dormir: 15 sesiones de 20 minutos para regalarse una pausa al final del día que invite a frenar, a soltar la agitación mental y a prepararse para el sueño. Las sesiones están enfocadas a reconectar con el cuerpo y ayudar a desarrollar un ritual personal para desacelerar al final del día y poder dormir mejor. Además, durante estos días de cuarentena si quieres iniciarte en la meditación todos los días a las 8 de la mañana la ofrece de forma gratuita a través de Instagram Live.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *